Viviendo en el extranjero

EXPAT-TRAVEL BLOG. El mundo al alcance de tu mano. Tips para quién vive fuera de su país y para quién mira a la expatriación.

Aprendiendo a ser mamá con mi mamá lejos.

23 comentarios

Hay algunos amigos que me preguntan ¿Cómo es ser mamá? y les digo maravilloso, lo más especial que me haya sucedido, pero estas palabras no abarcan todo el concepto de lo que para mí es ser mamá, ser mamá es la cosa más impactante que me ha pasado, la más increíble, la más agotadora a momentos porque quieres hacer todo perfecto, no queremos cometer ningún error, aunque claro que al final siempre los cometerémos. Requiere de toda tu atención, amor, supervisión, de capacidades de investigación, deducción, resolución de problemas y asignación de prioridades. La curva de aprendizaje es la más empinada que había enfrentado hasta ahora.

Todo esto es hermoso e impactante a la vez, si hay dos personas con quiénes quisiera compartir todo este proceso (a parte de mi cómplice obviamente: el papi), ellos son mis padres, me gustaría sobretodo aprender a ser mamá al lado de mi mamá. Pero viviendo en el extranjero es difícil, por no decir imposible que lo comparta tanto como me gustaría, claro que Skype y todas las herramientas para mantener el contacto con nuestros seres queridos de las que les hablé la semana pasada, lo hacen más llevadero. Nuestras videollamadas son uno de los momentos más felices para mí, tal vez mi bebé todavía no se da cuenta que sus abuelos maternos están lejos y afortundamente  puede verlos casi cada semana a la distancia, pero hay días en los que me pregunto: ¿Qué esperan para inventar la teletransportación? o ¿Por qué demonios vivo tan lejos?

Aquellos días en los que siento que no estoy haciendo algo bien (por no decir que estoy haciendo todo mal), aquellos días en los que el tiempo no me alcanza. Ese momento en el que mi nena se bate toda de pera y está feliz! Los días en los que empezó a gatear y estaba encantada y orgullosa de descubrir nuevos horizontes. El momento en el que se paró en su cuna y se sorprendió hasta ella misma.

Y no me malentiendan, afortunadamente tengo una suegra que harán santa según yo, y que está siempre dispuesta y feliz de cuidar a sus nietos. Pero a veces la nena (y no me refiero a mi bebé, si no a mí) quiere a su mami.

Quiero que mi nena pueda ir de paseo al centro con su abue, que le pueda cantar canciones en tonos diferentes a los originales (ojo: no dije desentonadas), que le pueda dar besos babeados como los que tanto me  han dado en mi vida, que mi bebé empiece a recordar ese agradable olor que caracteriza a su abuelita, que sepa que tal vez lo risueña lo sacó de ella, pues ella también siempre se está riendo. Quiero poder llamar a mi mamá y decirle “mamá estoy muerta, hoy no dormí nada” o cualquier otra cosa y que me consuele sin importar lo superficial o no de mi queja del día, quiero que no nos separen 7 horas de diferencia, quiero acompañarla en alguna de las carreras en las que participa, quiero que también ella me pueda llamar cuando anda triste o cansada sin preocuparse por el horario. En fin, quiero tener esa amiga incondicional cerca de mí y de mi chiquita.

Creo que muchas mamás que están contruyendo una familia fuera de su país me entenderán, tal vez esa nostalgia se acentúa al caer la hojas de los árboles, con el volverse gris de los días, al llegar el frío y la niebla, no sé. Lo que sé es que lo que puedo hacer es valorar tanto cada llamada en skype, al teléfono, cada mensajito, y esperar con mucha ilusión el día en el que abuelitos y bebé se encuentren de nuevo.

abuelita, abuelos, familia, nostalgia, mama, expat, expatriado

 

Autor: Isa

Mediador cultural, experto en procesos de mediación socio-educativos, Licenciada en Comercio Exterior por la Universidad Iberoamericana y Master en Desarrollo, Innovación y Cambio por la Universidad de Bolonia. Para mí vivir en otro país significa primero que nada aprender a escuchar y a observar. Vivir la vida diaria de los lugareños te enseña a entender sus hábitos, sus gustos y apreciar su costumbres. Creo que conocernos unos a otros ayuda a entendernos y a acabar con estereotipos y discriminaciones, y a través de este blog quiero compartir lo que yo he vivido y así poner mi granito de arena.

23 pensamientos en “Aprendiendo a ser mamá con mi mamá lejos.

  1. Te entiendo perfectamente, además ahora en otoño con el frío y la falta de luz solar se hace aún más duro estar lejos de la familia, los amigos y todo lo conocido..

    Me gusta

  2. me ha encantado…yo hablaba de teletransportarme hace unas semanas…yo creo que la cercania de la navidad es de lo que mas influye…yo tengo a mi mama conmigo, pero hecho de menos todo lo demás. No es facil…eso seguro 🙂

    Le gusta a 1 persona

  3. Que bonito escrito. Has dicho todo lo que le quiero decir a mi mama. Hasta eso, se lo voy a mandar diciéndole que no lo podía decir mejor. Gracias y espero que se puedan reunir pronto y platicar muy seguido. Mandándoles un abrazo!

    Le gusta a 1 persona

  4. Hola Isa, soy mamá de tres hermosas mujeres que en su día fueron niñas y antes de eso bebés. También ellas crecieron lejos de sus abuelos, tanto maternos como paternos, y te entiendo perfectamente.
    Que lindo que tu puedas tener una comunicación mas fácil (tecnológicamente hablando) con tu mami. Hace 15 años no era tan sencillo pero de todas formas hablábamos con los abuelos cada semana y claro la visita anual nunca faltaba. Ahora mis hijas ya crecieron y viven su vida de forma independiente, unas e la universidad y la mayor trabajando pero, créeme, la relación con sus abuelos siempre fue y sigue siendo extra-especial. Quizá porque el tiempo que pasan juntos es muy intenso o quizá porque la comunicación escrita o instantanea les da oportunidad de expresarse mejor.
    Sus abuelos maternos, o sea mis papis, ya no estan con nosotros pero siempre los recuerdan con el mismo cariño que si hubieran vivido en el mismo país.
    Yo también extraño a mi mami, y ahora no puedo ni siquiera llamarla por teléfono, así que disfruta y llámala siempre, aunque la despiertes!!
    Me encanta tu blog!
    Gabriela

    Le gusta a 1 persona

    • Hola Gabriela tienes toda la razón hay que disfrutar a los abuelos al máximo, siento mucho que tus papás ya no está aquí pero es hermoso lo que dices de que tus hijos los recuerdan como si hubieran vivido en el mismo país, la mejor huella que podemos dejar este mundo es ser recordados con cariño 🙂 gracias por tu comentario!

      Me gusta

  5. Hola Isa:
    Me ha gustado tu post. Me identifico mucho con la parte de la tecnología, que nos facilitan mucho el contacto, si no físico, al menos cotidiano con nuestros seres queridos en general. En mi caso, hasta mi abuelita (que nunca condujo un coche y que tiene casi 80 años) se ha metido con las tablets y está a todo lo que da con el facebook….
    Yo me sentía así al principio de mi maternidad. ¿Cómo hago esto? ¿Cómo hago aquello? Quería todo perfecto y no me sentía capaz de ser una buena madre. Sin embargo, nunca me hizo falta mi madre. No sé cómo explicártelo, pero creo que me hizo más falta la compañia de mi familia (mi madre tiene 6 hermanas, son muy unidas y yo recuerdo que cada bebé que nacía, al menos el primer mes, la nueva madre vivía en casa de mi abuela). Todo mundo visitaba a diario y se compartía la tarea de cuidar del nuevo recién nacido. Eso sí que me hizo falta, pero más que nada por el cansancio del primer mes. Afortunadamente mi hija era una bebé como sus padres, le encantaba dormir y comer.
    Mi hija tiene casi 5 años y no sé si es por el tiempo, pero actualmente me siento extremadamente feliz no sólo de mi trabajo como madre en otro país, sino del hecho de vivir en otro país. Creo que la primera de las cosas fue dejar de exigirme la perfección y tener confianza en mis decisiones como madre, como ama de casa y como profesionista. Soy todo a la vez y recibo mucha ayuda para realizar todo. He encontrado una cierta paz y desde luego gracias también a mi mitad 🙂
    Te recomiendo leas un libro titulado “Les filles et leurs mères” de Aldo Naouri y verás otro punto de vista, bastante acertado (con el puedes o no estar de acuerdo) y verás otros lados de la moneda…. Yo aprendí a gozar de una cierta libertad, jeje, cuando lo leas comprenderás.
    Y la teletransportación, para nada! ¿Sabes que en los intentos que se han hecho, se desintegra el original y lo teletransportado es una copia? Por el momento son solo átomos, pero algún día serán humanos (en el 2150, jajaja), pero ¿tendrán un alma? ¿Son los “mismos” al interior? Creo que los prefiero lejos pero con sus cicatrices y sus virtudes originales, jajaja!
    Animo y seguimos leyendo!
    Un saludo

    Le gusta a 1 persona

  6. Pingback: Amor de Familia | bilinguazo

  7. Pingback: Family Love | bilingualeyesblog

  8. Que hermoso tu ensayo. Me conmovio hasta las lágrimas. No se que era lo que buscaba o lo que pensaba al irme de casa… solo espero algun día encontrarle sentido a mi decisión. Por el momento vivir lejos es aun extremadamente doloroso

    Me gusta

    • Estamos en las mismas condiciones. Admiro a todas las grandes mujeres optimistas que han logrado aer felices en otro pais. A mi mi familia politica me odio desde el minuto uno y estoy separada. Debo ser anormal porque aquí todas son super felices.

      Le gusta a 1 persona

      • Fab contacta conmigo por correo al menos nos desahogamos, es oviedoisabel@yahoo.com besos

        Me gusta

      • Hola Isabel, siento que las cosas hayan ido así con tu familia política, no es fácil no tener un apoyo de la familia (aunque sea política) sobretodo cuando se está lejos de la propia tierra. Espero que encuentres otras personas en las que puedas confiar, lo que se puedo aconsejar es tratar de hacer alguna actividad que te permita conocer gente y hacer amigos. De todas formas aquí estamos, para cuando te quieras desahogar o solo pasar a leer un post sobre la vida de expatriada 😀 ¡Saludos!

        Me gusta

  9. Mira, yo tuve que aprender a ser mamá.sola, porque mi mamí, ya estaba enferma, y nosabíamos de qué. Me dolía mucho verla así, disfrutó un poco a su primer nieto, la llevé a la posada en el KINDER donde PAQUITO, fue SAN JOSE y PABLITO el NIÑO DIOS, estuvo feliz. porqu le dijeron que el niño DIOS SE PARECÍA A LA ABUELITA-

    Le gusta a 1 persona

  10. hola, qué identificada, cuanto nos hace falta la nuestra para poder serlo ! animo, te escribe una mama en normandie-Francia

    Le gusta a 1 persona

  11. Pingback: Familias por el mundo | Infancia y Educación

Tus comentarios son muy importantes

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s