Viviendo en el extranjero

EXPAT-TRAVEL BLOG. El mundo al alcance de tu mano. Tips para quién vive fuera de su país y para quién mira a la expatriación.

De escapada gastronómica y cultural

Deja un comentario

Darse pequeñas escapadas de fin de semana muchas veces se disfrutan mas que si fuese una semana entera, les comento esto porque aprovechando un día de libre disposición del colegio de los niños pudimos irnos de visita gastronómica y cultural, el itinerario era: Visita a Avila y Segovia (donde se puede disfrutar de un plato estrella de la gastronomía española: el cochinillo), El Escorial y Valle de los Caídos y el último día lo reservamos para un paseo por El Retiro y una visita al Museo del Prado.

Mi primera recomendación, es que todas las reservas las hagan por internet, además de ahorrarse tiempo se pueden encontrar todos los tours y recorridos inimaginables, se imprimen los billetes y/o los bonos, también las entradas a los Museos, lo que nos evitará las interminables colas en las taquillas y la pérdida de tiempo. Indispensable llevar calzado cómodo porque se camina mucho.

file6

Volviendo a Avila y Segovia, la experiencia bien vale la pena, Avila (aunque no seas creyente) está lleno de referencias a Santa Teresa de Avila y San Juan de la Cruz, ver las iglesias, los conventos e incluso, la reliquia del dedo de Santa Teresa, es impresionante, conocer su historia, admirar el arte de las construcciones… ya desde antes de llegar a la ciudad la vista es espectacular porque lo primero que ves son las murallas por las que unos momentos después podrás acceder a la ciudad e iniciar la visita.

Segovia

Segovia

Luego en Segovia te encuentras de frente con varias épocas, desde el acueducto romano, el Alcázar (donde están los Tronos de los Reyes Católicos y su famoso “Tanto Monta”) y la zona mas moderna, esta ciudad es además la cuna del famoso Cochinillo, ese lechón que se asa a la brasa y lo deja tan tierno y suave que se puede cortar con el canto de un plato.

Aunque el acueducto es pequeño, no deja de maravillarnos, pensar que tiene en pie 2000 años es para observar con ojos atentos esa obra de ingeniería, caminando arriba por sus calles llegas al Alcázar, que fue residencia de los Reyes Católicos y donde se encuentran ambos tronos bajo el lema “Tanto Monta”.

file5

Trono Reyes Católicos

Tanto monta, monta tanto, Isabel como Fernando

file

Alcazar de Segovia

La visita te lleva por los distintos salones y aposentos del Rey y de la Reina, y la entrada, está rodeada por el foso y un puente levadizo, como en los cuentos, y si la guía es enrrollada como la que nos tocó a nosotros, te contará distintas anécdotas y chismes acerca de la vida de Isabel y Fernando (como dato curioso, en una sala pasas pisando el agujero en el suelo que era el que usaba Isabel para sus necesidades fisiológicas)

En cuanto a la comida (reservamos el tour gastronómico que incluía el cochinillo), tanto los judiones de la granja (una especie de judía blanca muy grande, cocinada con una salsa acompañada de chorizo, oreja de cerdo y panceta) les prometo que si lo prueban van a rebañar el plato con el pan para no dejarse nada, el cochinillo  yel ponche segoviano (un bizcocho de huevo y crema, absolutamente delicioso) además del vino, fue un gran regalo al estómago.

Al día siguiente, la visita fue a San Lorenzo del Escorial, admirar ese enorme edificio que mandó construir Felipe II es entrar de nuevo de cabeza en la historia tanto de España como de México y el resto de América, ya que fue la época en que el Imperio Español fue el más grande del mundo, el Reino donde nunca se ponía el sol.

Así como en el Alcázar de Segovia pudimos hacer fotos, en El Escorial está prohibido, así que ahí solo queda permitido admirar y llenarse los ojos con los frescos, las pinturas, los muebles, mapas y la visita a la Biblioteca (una de las mas bonitas que he visto), el Panteón de Infantes y de Reyes es parte de la visita y de paso, se conocen algunas anécdotas de sus ilustres moradores.

file3

Valle de Los Caídos

El Valle de los Caídos, es parte de la historia más reciente de España ya que ahí descansan los restos de Francisco Franco, quien fuera Jefe del Estado después de la Guerra Civil, lo mismo que los de José Antonio Primo de Rivera.

Este lugar se encuentra en la Sierra de Guadarrama y ya desde la carretera, se puede apreciar la gran cruz que marca el sitio, la Basílica fue excavada dentro de la montaña por lo que se siente la humedad de la roca, la iluminación (toda de luz artificial y velas) es única. Fuera de la Basílica, se encuentran restos de combatientes caídos en la Guerra Civil de ambos bandos: el Nacional y el Republicano.

El tema de Franco, la Guerra y los Caídos, es aún un tópico muy delicado en la sociedad española, cada quien tiene su perspectiva y su opinión, así que aquí aplica al 100% aquello que nos decían nuestras madres y abuelas: “m´ijita, calladita se ve usted mas bonita”.

Este tour es de mediodía, al regresar a Madrid no podía faltar un clásico: el bocata de calamares. Sé que suena un poco raro, pero comerse uno de estos bocatas con una caña, sentados en una terraza de la Plaza Mayor, no puede ser más típico, lo mismo que ir a la Churrería San Ginés a comerse unos churros con chocolate, porque no importa si hace frío o calor, el bocata y los churros son algo que si estás de visita en Madrid, no puedes dejar de probar, te advierto que la Churrería siempre está llena, por lo que debes ser paciente y hacer cola, aunque es bastante grande y no te estarás mucho tiempo esperando.

Para el último día, dejamos el Museo del Prado, nunca me cansaré de admirar las obras de  Velázquez y Goya, aunque en esta ocasión entrar en la Sala dedicada a El Bosco y estar a escaso metro y medio de El Jardín de las Delicias, es para dejarte sin palabras.

Si son un poco curiosos, a la salida del Museo, se encuentra la Iglesia de los Jerónimos (donde se casaban los Reyes de España, el último fue Alfonso XIII), donde para mi sorpresa, tienen una imágen de la Virgen de Guadalupe; al lado de la Iglesia está la Real Academia de la Lengua Española (ahí no pude entrar), para finalizar, un recorrido a pie por el Parque de El Retiro hizo del fin de semana, una visita redonda.

Recorrer España es encontrarse con parte de nuestra historia, si eres de buen diente, los viajes gastronómicos te harán descubrir platos maravillosos de la cocina tradicional y por una vez, no extrañarás el picante, eso te lo puedo asegurar.

 

Autor: adrianagmz

Me encanta la fotografía, admiro a quien logra captar una imágen asombrosa de algo que aparentemente no lo es, y me encanta escribir, de ambas cosas sigo aprendiendo. Mientras tanto, podrán encontrarme en: viviendoenelextranjero.com en la sección Embajadores VEE

Tus comentarios son muy importantes

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s